Los narcisistas y el dinero.

De las características del narcisismo se habla mucho de algunas de ellas como del egoísmo, de la falta de empatía o de las dificultades que tienen para tener sentimientos positivos, pero hay características que pasan más desapercibidas y por tanto son más difíciles de detectar porque parecen menos dañinas o porque se justifican tendemos a dar una explicación que nos parezca racional e incluso que justifique el comportamiento. Sólo una vez que se sale de la relación la persona toma consciencia del abuso económico que ha sufrido.

 

Los narcisistas son tacaños y avariciosos

En esta ocasión voy a hablar de el narcisismo y el dinero. Para los narcisistas el dinero tiene mucha importancia porque les otorga poder, y el poder para los narcisistas es lo que más ansían, su objeto vital, y suelen conseguirlo a las buenas por méritos propios ( lo que rara vez ocurre ) o a las malas imponiéndose a los demás con sucios métodos, engaños y manipulaciones. Para este perfil el dinero representa una parte de su imagen, de su autoconcepto, influyendo así en su ego. Y con esto no quiero decir que sólo los narcisistas son tacaños o que el dinero no sea importante y necesario para vivir, por supuesto que lo es, actualmente el dinero nos importa a todos ¿pero en qué medida? la medida en que le damos menor o mayor importancia es la clave y para los narcisistas es vital.

La desmedida importancia que tiene para los narcisistas el dinero, su dinero mejor dicho, hace que sean personas muy tacañas, personas que evitan gastar su dinero incluso en cosas necesarias, pero hay una particularidad en el caso de los narcisistas y es que pueden gastar excesivamente dinero en cosas caras pero que les acerquen a la imagen que ellos quieren proyectar, lo que quieren que piensen o vean los demás de ellos, como comprar ropa de marca pero estar viviendo con la mínima comida o de bajísima calidad. Los narcisistas gastan en lo que ellos consideran, sólo gastan en aquello que encaja con la imagen que quieren que los demás tengan de ellos, pueden cuidar mucho su imagen exterior yendo a gimnasios, cultivando el cuerpo, cuidando obsesivamente su alimentación, pero no gastar absolutamente nada en su ropa interior o en productos de limpieza… Por ejemplo un caso en el que podía coger su sueldo e irse de juerga y en una noche gastarlo íntegramente invitando a colegas y no colegas, incluso a desconocidos en ese afán de ser apreciado, por su momento de agradecimiento y su minuto de gloria social aunque sólo fuera por una noche. Pero ir a su casa al día siguiente sin un euro para su familia y sus hijos, nada para los gastos de casa y necesidades básicas como luz, agua o comida.

El dinero de los demás no tiene la misma importancia para los narcisistas.

Y es que una cosa es el dinero que va dirigido a ellos mismos y otro en cómo lo utilizan con los demás. Los narcisistas y psicópatas no comparten, no les gusta en absoluto que lo suyo sea para alguien más y da igual la relación que tengan con el otro ya sean pareja, padres, hijos o amigos. Son rígidos en su pensamiento y emociones con respecto al dinero y el poder, es por y para ellos y no les importa llevar a situaciones económicas desagradables a los que están alrededor sin sentir ningún remordimiento, como en el caso que he contado un poco más arriba.

Además hace que la otra persona gaste su dinero a pesar de que el/la narcisista tenga, es decir se aprovecha económicamente de los demás, siempre ocurre, directa o indirectamente, por ejemplo no llevando la cartera, haciéndose el despistado/a a la hora de pagar, o encargando cosas y mandar a otra persona a que lo recoja, adelantándoles el dinero. El propósito es ahorrar y que el otro, sobretodo la pareja gaste su dinero, así en un momento determinado se puede sentir por encima del otro cuando ya no le quede, ten en cuenta que no es un hecho puntual, sino una estrategia a corto y a largo plazo que está condicionada por la necesidad de ser y tener más que tú.

Los narcisistas son mezquinos, siempre intentan pagar lo mínimo, que se les haga una rebaja en el precio o se les regale algo o que se les perdone una deuda, buscan un trato económico de favor, y realmente creen que lo merecen y el valor del trabajo de los demás o de sus balances de ganancias no les interesa lo más mínimo. Un señor que se había construído una casa con todos los lujos pensables en una buenísima zona, pero a la hora de habitarla había demasiado que limpiar y decidieron que lo realizará la señora que limpiaba en casa de la madre de la esposa, esta era caracterizada por su perfeccionismo con la limpieza no paraba hasta que todo había quedado perfecto. La señora por dejarlo todo perfecto limpió unas horas más de lo pactado, pero en presencia del matrimonio, puesto que eran ellos los que la llevaban y traían a su pueblo en coche. El marido se negó rotundamente en pagar el tiempo que se había excedido. Fué la esposa a escondidas de su marido quien subsanó de su dinero la negativa de su marido.

Es cierto que depende mucho de la situación económica en la que el narcisista y/o su familia, a mejor posición económica más se diluye o difumina este comportamiento avaro del o de la narcisista. Recuerdo un caso de un directivo de una empresa muy conocida con un nivel económico bastante por encima de la media pero que tenía este comportamiento. En el embarazo de su primogénito prohibió a su esposa gastar en ropita que a ella le gustaba para la canastilla por valor de 100 euros, y recogía en agua que salí por el grifo de la bañera mientras esta se calentaba y la usaba para regar las plantas, utilizaba los viajes de su empresa para llevar a su familia de vacaciones con el dinero de esta y mientras él trabajaba, también usaba a personal de la empresa por la que estaba contratado para que cuidara de sus hijos mientras él iba de cena con su mujer. 

El dinero de los demás no tiene la misma importancia para los narcisistas, el dinero de los demás no es importante, ese dinero sí que se puede compartir y gastar en caprichos que el /la narcisista sí que va a disfrutar o a desperdiciar.

Lo suyo es suyo y lo tuyo de los dos.

 

Algunos de los comportamiento que tienen los narcisistas con el dinero:

  • No suelen dar información veraz sobre lo que ganan y lo que tienen, siempre sienten a su favor. Este es un dato que no quieren dar aunque se les pregunte directamente y llevarán la mentira hacia adelante a pesar de que tenga implicaciones para la otra persona. Si cuentan que tienen 10 probablemente tenga 30, pero será difícil que lo sepas con certeza.
  • Adoptan una postura de «pobres» con sus allegados, cuentan sus gastos hasta el céntimo sin contar realmente lo que tienen. Intentan dar pena, intentan que el ser allegado sientan pena por su situación y que les otorgue beneficios económicos como invitaciones o que les perdone deudas o que les haga una rebaja.
  • A pesar de tener consideran que es suyo y que hay que guardarlo para ellos tienen terror a no tener para el futuro, para su futuro, pero no tiene que ser por necesidad.
  • Ahorran dinero obsesivamente, no tiene porqué obedecer a una necesidad sino a la avaricia, acumulan bienes y dinero sin poder llegar a usarlo, sólo por mero hecho de poseer.
  • Son personas que les cuesta mucho gastar en los demás, tienden a no llevar dinero dinero en efectivo para no tener que gastarlo, y a pedir prestado sin devolverlo repetidamente y es que no lo piensan devolver y sólo en el caso de tener opción a una ganancia mayor lo devolverán. Por ejemplo, un padre que llevaba a su hija a una actividad extraescolar que se pagaba a la jornada, pero que siempre la llevaba casualmente sin haber cogido la cartera, siempre lo pagaba una amiga porque le daba pena la niña.
  • Al principio no se muestran como tacaño es incluso pueden alardear de pagar la cuenta, pero esto sólo es una estrategia para seducir al otro, bien sea una pareja o en un negocio o para tapar la realidad. Recuerdo un señor que pagaba la cuenta de él y su pareja pero luego en la intimidad le pedía la mitad. 
  • Siempre que pagan algo a alguien lo terminan utilizando para dañar al otro o como argumento culpabilizador.
  • Consideran que los demás merecen menos dinero que ellos y no dudan en considerar que los demás deben compartir con ellos lo que tienen. Una ama de casa que estuvo toda la vida ahorrando poquito a poquito para su jubilación puesto que sabía que no iba a alcanzar los años de cotización, y gracias a ello no se apuró cuando su marido falleció repentinamente. Pero fué entonces cuando se enteró que su marido había conseguido las claves de su cuenta de ahorros y le había quitado todo el dinero sin decirle nada. Además le había dejado una deuda enorme por lo que tuvo que vender la casa y hasta pedir dinero prestado para poder enterrar a su marido

Si has detectado que la persona que tienes a tu lado tienen estos comportamientos, más te vales que pongas tu dinero a salvo, porque poco a poco lo irá viendo desaparecer.

Digiprove sealCopyright protected by Digiprove © 2019 Silvia Rodríguez
Facebooktwittergoogle_plusFacebooktwittergoogle_plus

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.