Slide2-SERVICIOS-960x332

Mi especialidad es el tratamiento de la dependencia emocional en adultos y de sus manifestaciones. La ansiedad, la depresión o los miedos pueden ser un trastorno per se o tratarse de síntomas derivados de otro tipo de trastorno como un trastorno de la personalidad, una dependencia emocional, el resultado de vivir situaciones prolongadas de maltrato físico o maltrato psicológico.

El origen de los síntomas puede hacer necesario uno u otro tratamiento. A veces no es sencillo detectar las causas de un conflicto interno o un síntoma que nos hace sufrir, de ahí la importancia de acudir a un profesional cualificado para obtener un diagnóstico y un tratamiento fiable.

Nuestro cuerpo y nuestra mente son sabios – como suele decirse- y nos envían dos señales claras cuando las cosas no marchan como deben: cambios en los patrones de sueño y de alimentación, el “no disfrutar de la vida”.

Mi tratamiento de la dependencia emocional se realiza mediante dos técnicas terapéuticas complementarias.

Aunque ambas opciones se complementan, la terapia individual siempre es necesaria -ya sea en consulta o a distancia-. La terapia de grupo se prescribe en el momento necesario como complemento y refuerzo de las sesiones terapéuticas.